Confiar

 

Bendito quien se fía del Señor,
pues no defraudará el Señor su confianza.
Jeremías 17, 7

Uno de los atributos que define la naturaleza de  Jesús, y su condición divina, es la confianza absoluta en Dios. Su verbo fue confiar.  

El verbo confiar es fácil de pronunciar, bello en su mensaje, pero difícil en su práctica. Cuando ejercitamos la confianza en Dios, la fe se transforma en certeza. Jesús nos enseña a  fiarnos de un  Dios que nos plantea una forma de vida que es el mundo al revés: dar para tener, amar al que no te ama, morir para vivir… No es fácil.

El amor tiene mucho que ver con la confianza. Quien ama confía.

Confiar en Dios es vivir mirando de frente, viendo sin ver.

Isa

Ludovico Einaudi.- Esvanire (7:15) 

Deja un comentario