Sedientos

Obras son amores: Dar de beber

“De noche iremos de noche, que para encontrar la fuente, sólo la sed nos alumbra” (San Juan de la Cruz).

El instinto puede ser un camino para saciar la sed en la soledad del ser humano. Pero la mano y la bondad amiga pueden darnos de beber cuando estamos  sedientos del amor de Dios.

Isa

Alexandre Desplat. Labandon