Alimento

LA MISERICORDIA ES ALIMENTO DIVINO

IMG_0972La misericordia nutre a quien la practica y alimenta al que la recibe.

La misericordia nos regala vida a todos y una vida abundante.

La misericordia proporciona alimento al cuerpo y vida al ser:  Dad de comer al hambriento, dad de beber al sediento…

La misericordia es práctica y tiene resultado reales.

Isa


Concierto Nº 5 Beethoven  Emperor (interprete de piano Lang Lang)

 

Verdad

LA MISERICORDIA ES LA VERDAD DE DIOS

IMG_0724

“Venid hijos de mi padre, porque tuve hambre y me disteis de comer, tuve sed y me disteis de beber, estaba desnudo y me vestisteis, enfermo y me visitasteis”. Mateo 25,35

La misericordia humana es la demostración del amor de Dios.

Estas son las verdades de alguno de los catecúmenos de mi grupo:

"El amor está unido a la comprensión y a la confianza.
Comprender es regalar el amor.
Amar es comprender y compartir la comunicación.
Hay tantos amores como colores del arco iris.
El amor es seguir el camino de Jesús.
El amor es creer en los más necesitados y en los que más sufren.
Nosotros tenemos que ver a los demás como si fuéramos nosotros mismos, queriéndolos y dando todo por ellos.



Visible

LA MISERICORDIA ES VISIBLEIMG_0328

Dios creó lo visible y lo invisible.

Irrumpió en la historia con Jesús, su imagen visible.

Dios envió a Jesús, visible y real, nacido dentro de una familia, en un pueblo, con unos amigos, una profesión, unas circunstancias históricas y un mensaje para transmitirnos. Jesús por medio de este mensaje,  reflejado en su vida, desentrañó a su Padre, el eterno invisible. Dicen las escrituras, “por su obra se conoce al creador”, por eso todo lo que tiene que ver con Jesús, transmite cómo es Dios.

La realidad de Jesús habla a la realidad de nuestras vidas. Con mansa voz, sin quebrar y sin violencia, Jesús indica a sus seguidores que los buenos sentimientos tienen que pasar a la acción. Y la acción tiene efectos visibles.

El evangelio nos enseña que la misericordia de Jesús fue visible y que la nuestra también debe serlo.

Isa


 

VIVA

LA MISERICORDIA ESTÁ VIVA

IMG_1253El latido de Dios se experimenta en pequeños detalles que regala el vivir.

A una chica recién llegada al grupo de catequesis le pregunté: ¿Por qué te has apuntado? Y me contestó:  Porque quiero ser mejor persona. 

Esto es tener fe.

Esta contestación me ha hecho reflexionar sobre el efecto práctico de ser cristiano y la  importancia de seguir la llamada del corazón. El contacto con Dios nos hace ser mejores personas y nos transforma.

Me hizo pensar, que la voluntad de querer acercarse a Dios es una muestra de que Dios está vivo en nuestro mundo. Cada uno de nosotros podemos ser reflejo de la bondad de Dios y hacer que otros, mirando nuestras actitudes y comportamientos, quieran acercarse a Él.

Después de esta experiencia me pregunto: ¿Realmente ser cristiano nos hace ser mejor persona?

Este tipo de preguntas me hace sentir que Dios ronda por la vida y Su misericordia está VIVA.

Isa


Samuel Barber: Agnus Dei( 8:40)


 

 

ROSTRO

LA MISERICORDIA TIENE ROSTROAbrigadas

En el grupo de catequesis para personas con distintas capacidades intelectuales hice esta pregunta: ¿Qué es la misericordia? La respuesta inicial fue un silencio sepulcral. Luego Viki se lanzó y me preguntó: ¿tiene que ver con la miseria? ¡Noooo! contestaron la mayoría, (para mis adentros pensé en la relación, tan acertada, entre estas dos palabras, pues la misericordia se aplica ante la miseria humana). De primeras, dos de ellos fruncieron el ceño por que no sabían de qué se podía tratar. Maraya aportó: la misericordia es Dios. José Luis dijo: es algo que tiene que ver con la bondad, y otro añadió, es algo bonito. 

Un día más, la reunión fue derivando con la profundidad de los comentarios que os traslado: Para mi, la misericordia es perdonar a los demás (Pablo). La misericordia nos hace libres y más felices (Daniel). La misericordia es perdonar, aunque a mi me cuesta mucho (Cristina). La misericordia es no dar importancia. Es una oportunidad con la familia (Viki). Para mi, perdonar es como liberarse de algo que te hace daño. Si hubiera más perdón en el mundo no habría tantos conflictos y existirían muchas mejores relaciones entre la gente y las personas viviríamos en un mundo más perfecto.( José Luis)

En un grupo de personas con ganas y necesidad de participar, hay veces que una pregunta provoca una explosión de sabiduría…

Este tipo de experiencias son ROSTRO de Dios.

Isa


 

 

Misericordia

Asientos de un coro con misericordiaMisericordia, Dios mío,  por tu bondad por tu inmensa compasión borra mi culpa “. Sal 51, 3

Una de las definiciones del diccionario sobre la palabra misericordia es: “La misericordia es una pieza en los asientos de los coros de las iglesias para descansar disimuladamente medio sentado sobre ella, cuando se debe estar de pie”. La misericordia de Dios tiene que ver bastante con esta definición, porque deja que descansemos disimuladamente cuando deberíamos estar en marcha.

Dios es la misericordia, y su amor hace la “vista gorda”ante nuestras debilidades. Dios disimula y aparta la mirada para no cargarnos la conciencia,  y así sentir menos el yugo de la flaqueza de nuestro ser.

Un gran amigo me explica la etimología latina de la palabra misericordia: Cor, cordis significa corazón, y miser, misera, miserum, significa el miserable, es decir el necesitado, el indigente, el pobre, el desgraciado, etc.  La palabra misericordia, por lo tanto, en nuestro idioma es algo así como “corazón para el necesitado”. Por otra parte, me dice que la raíz de esta palabra en hebreo es la misma que la palabra útero, entraña femenina o maternal. Esto me enseña que  la misericordia de Dios es maternal, tiene que ver con lo entrañable, supone un acercamiento de un corazón a otro corazón.

Ser misericordioso es ser corazón o entraña caliente para el que lo necesita.

El efecto la  misericordia de Dios debería infundir en nosotros entrañas de misericordia. Dios no quiere que miremos tanto hacia arriba buscándole, si no que nos pide que dirijamos nuestros ojos al que tenemos al lado, y apliquemos nuestras fuerzas en amarle desde las entrañas, porque así es cuando le veremos a Él. Dios pide para los demás y nunca para Él, Misericordia quiero que no sacrificios” dice Su palabra en boca de profetas.

Allá en el monte, dijo Jesús: “Bienaventurados los misericordiosos”, es decir  aquellos con entrañas capaces de conmoverse por la debilidad de los demás, de compartir su desdicha y salir impulsado en su ayuda.  Y  continúa diciendo: “porque ellos alcanzarán misericordia”, porque ellos se llenaran del amor, la ternura, la gracia y la clemencia de Dios.

Las palabras de Lope cantan entrañablemente la misericordia de Jesús: “¿Qué tengo yo que mi amistad procuras, qué interés te sigue, Jesús mío, que a mi puerta, cubierto de rocío, pasas las noches del invierno a oscuras?”

Isa

_____________________________________________________________

EN LA BIBLIA

ENTRAÑAS DE MISERICORDIA